iglesias-web

Acerca

iglesias-web

En honor a la memoria de Javier Iglesias, activista español del Sindicalismo Revolucionario exiliado en Argentina y miembro del Movimiento Peronista asesinado por la policía memenista en septiembre de 1996, un grupo de correligionarios suyos hemos fundado la Asociación Cultural que lleva su nombre.

Nuestros objetivos:

-Difundir entre las masas de exiliados dentro de su propia Patria española por causas de la crisis económica y el expolio capitalista las siguientes ideas y la práctica que ha de unirse a ellas:

Concebimos España como una unión de personas con soberanía única e indivisible para regir sus destinos en forma de una Asamblea Constituyente Republicana.

Aspiramos a que la República a la que aspiramos, esté basada en la máxima descentralización posible, de manera que cada municipio o comuna pueda confederarse libremente para formar unidades de convivencia autogestionarias para todo lo que a ellas concierna, y sea reflejo del Estado que propugnamos para el conjunto, debido a que estarán compuestas de un núcleo de representación política, municipal, de otro de representación económica, formado por sindicatos autogestionarios de trabajadores y otro de representación de los individuos en cuanto a consumidores y usuarios de servicios públicos. La confederación de todas estas unidades básicas de la soberanía, compondrán la Soberanía general del Estado representativo por vía de mandato imperativo procedente de las asambleas de base.

Concebimos que la Nación española esté abierta a la incorporación a su empresa colectiva de todos los países y federaciones exteriores que así lo deseen, fomentando el Comercio Justo y la solidaridad obrera internacional, con expresa invitación a los países que conforman nuestro conjunto de habla hispana. Nuestro ideal es empezar por borrar fronteras y no hacerlas.

Respetamos todo credo religioso o cultural siempre que no vaya en contra de los ideales de la libertad, dignidad y libertad de la Persona, núcleo y fundamento último de toda actividad política o social y de toda construcción y justificación de un Estado. Manifestamos nuestra especial inspiración en el humanismo cristiano que echa sus raíces en la igualdad esencial de todos los seres humanos en cuanto a sus derechos y obligaciones.

Afirmamos nuestros deseos revolucionarios de que sea la Sociedad, que ha creado la revolución científico técnica que hace posible nuestro bienestar y desarrollo, la beneficiaria de sus logros, dando la propiedad de los medios de producción a los trabajadores encuadrados en sus sindicatos nacionales por ramas de la producción, expropiándolos a una burguesía que no ha hecho sino dedicarlos a la especulación, a la evasión fiscal y al robo descarado, privatizando beneficios y socializando pérdidas. Por lo tanto somos revolucionarios especialmente por nuestro propósito devolver la soberanía política y económica al pueblo. Por ello, en lo económico nos basamos en dos puntos fundamentales de carácter ético:

1.- Es ilegítima toda ganancia que provenga de la simple posesión del dinero o demás medios de producción. Declaramos ilegítimas las ganancias de las Sociedades Anónimas y de los bancos, que serán nacionalizados y puestos al servicio y control del Estado y de la Organización Sindical Nacional.

También son ilegítimas las ganancias del capital en las empresas, ya que se basan en el robo de la plus valía del trabajo cuyo control y uso pasará a depender de la colectividad de trabajadores.

2.- Es contrario a la moral y a la Dignidad humana la existencia de la compra venta de trabajo. Este se organizará

a) En Autogestión obrera en la mayoría de los casos de libre iniciativa social,

b) En Co-gestión del Estado con los Sindicatos en los casos de empresas cuya envergadura, necesidad social y pérdidas sean de tal entidad que tengan que ser asumidas por la colectividad económica nacional representada en el Estado.

c) En los casos de empresas familiares o individuales, si es necesaria más mano de obra, se firmará con los añadidos un contrato de Sociedad.

Propósitos inmediatos:

1.- Ante todo la idea de Unidad para emprender el camino de la Revolución. Solamente la unidad de la clase trabajadora española por encima de etnias y nacionalismos particularistas que solo benefician a la burguesía, puede hacer la fuerza suficiente para combatir por la emancipación. Por ello queremos empezar por un camino por etapas:

Reconstrucción del movimiento sindical a partir de la Unidad Sindical formada por una confederación de sindicatos por ramas de la producción nutrida por la afiliación obligatoria de todo aquel trabajador que aspire a beneficiarse de los convenios colectivos y de las conquistas sociales. Con esto buscamos una independencia económica total de los sindicatos con respecto al Estado que ahora los financia y por lo tanto, los controla.

Control democrático de las cuentas económicas desde las bases y pluralidad ideológica basada en el debate asambleario y los mandatos representativos responsables ante las dichas bases.

Prohibición de todos los sindicatos corporativistas que prescinden para sus intereses de los que son del conjunto de los trabajadores y faltan por consiguiente al principio de solidaridad de clase.

2.-Rechazo frontal al Régimen del 78, por causa de una Constitución ilegítima que nació desde el franquismo, hizo imposible el rechazo de la Monarquía y nació sin libertad constituyente; y además

Porque está basado en una partidocracia que no nos representa. Queremos formas de representación en las que el diputado sea responsable ante sus electores, y no ante el jefe de su partido.

Porque está basada, también, en la unidad de todos los poderes, legislativo, ejecutivo y judicial que son el fundamento de la actual corrupción

PATRIA LIBRE O MUERTE. VENCEREMOS.